martes, 1 de noviembre de 2011

¿Qué hacer para bajar el riesgo de cáncer de mama?

A la mayoría de mujeres les preocupa el cáncer de mama y se alarman al saber que a una amiga o a una pariente le diagnosticaron este mal y s...
»
A la mayoría de mujeres les preocupa el cáncer de mama y se alarman al saber que a una amiga o a una pariente le diagnosticaron este mal y se podrían preguntar cuál es el riesgo y qué pueden hacer para disminuirlo.

Factores de riesgo
Los siguientes factores de riesgo han sido relacionados con el cáncer de mama:
> Tener un antecedente familiar con cáncer de mama, en especial si es la madre, hermana(s) o hija(s). A mayor número de familiares cercanos con cáncer de mama, mayor riesgo.
> Edad. En general el riesgo de presentar un cáncer de mama aumenta con la edad y lo hace significativamente a partir de los 50 años.
> La primera menstruación, denominada menarquía, antes de los 12 años.
> Nunca haber estado embarazada.
> Dar a luz su primer niño luego de los 30 años de edad.
> No haber dado de lactar. Dar de lactar tiene un efecto protector y disminuye el riesgo.
> Edad tardía de la menopausia, mayor o igual a 55 años.
> Haber requerido de una biopsia por lesiones benignas en la mama.
> Sobrepeso u obesidad, más en la menopausia. La obesidad aumenta el riesgo hasta en un 50%.
> Sedentarismo o poca actividad física.
> Beber alcohol, dos o más tragos al día.
> Tratamiento prolongado con estrógenos: anticonceptivos o en terapia hormonal de reemplazo.
> Fumar o haber fumado antes. En una publicación reciente las mujeres que fumaban tenían 17% más de riesgo de desarrollar cáncer de mama que las que no fumaban.

Es importante destacar que tener uno o más factores de riesgo no significa que uno va a desarrollar el cáncer de mama de todas maneras, en general la mayoría de mujeres podrían tener incluso varios factores de riesgo y nunca desarrollar este mal. Hay factores de riesgo como los antecedentes familiares, la edad, la menarquia, la menopausia y el haber tenido una lesión benigna en las mamas que no dependen de la voluntad de la persona. Por otro lado, los factores sobre la gestación y dar de lactar son decisiones que cada mujer deberá tomar en su vida y suceden en un período determinado, pero los que definitivamente siempre pueden ser modificables y dependen de cada persona son el sobrepeso u obesidad, el sedentarismo, beber alcohol, recibir tratamiento con estrógenos en forma prolongada y fumar.

Danaei y colaboradores concluyeron que el 21% de todas las muertes por cáncer de mama registradas en el mundo son atribuibles al consumo de alcohol, el sobrepeso y la obesidad, y la falta de actividad física.

La creciente adopción de modos de vida occidentales en los países de ingresos bajos y medios es un determinante importante del incremento de la incidencia de cáncer de mama en esos países.

Para responder cuál es su riesgo uno podría ingresar a la página web adjunta en donde existe un cuestionario (en inglés) que permite estimar su riesgo. www. cancer. gov/bcrisktool/

Sin embargo, le sugerimos que converse con su médico tratante, pues este estimado se realizó con una población americana fundamentalmente de raza blanca y no necesariamente es extrapolable a nuestra realidad. Asimismo, esta herramienta se ha elaborado para ser usada por los médicos.

Mamografías

Las mamografías son el único método de despistaje que se ha revelado eficaz. Si se logra que el 70%, de las mujeres mayores de 50 años se realicen esta prueba se puede reducir la mortalidad por cáncer de mama en un 20% a 30%. El diagnóstico precoz es la clave del éxito. Se recomienda a toda mujer mayor de 40 años que se realice su mamografía usando el beneficio de su chequeo preventivo.

Fuentes Revisadas
www. intelihealth. com
www. breastcancerprevention. org/breastcancerrisks.html
Compartir:

0 comentarios:

Publicar un comentario